Comparte esta noticia:

Entrevistamos a Celia Esteve Flores, la hija menor de Marisol, que se encuentra presentando su trabajo discográfico titulado ’20 años: de Marisol y Pepa Flores’, un homenaje con el que la cantante quiere acercar la música de su madre al público actual

Celia Esteve Flores

¿Cómo es la vida de Celia Flores en estos momentos?

Pues ahora mismo estoy muy contenta e ilusionada con este nuevo proyecto, que se titula ’20 años: de Marisol y Pepa Flores’, y la verdad es que apostando plenamente por ello, empezamos hace ya un año con el crowdfunding del disco y muy ilusionada en la promoción, y ahora preparando ya la presentación de Barcelona.

¿Cómo ha sido el proceso de publicación del álbum y la aceptación del público?

Ha sido duro, pero gracias a todas las personas que nos ayudaron con el crowfunding pudimos conseguir el dinero para la grabación del disco, y a raíz de ahí ha sido todo un no parar. Los medios lo han acogido muy bien, mi madre tiene un público muy grande en España, en Latinoamérica y claro, ha tenido muy buena acogida y nos han ido siguiendo por las redes sociales. Hemos hecho presentaciones ya en Málaga y Madrid, y todo lleno y con muy buena energía.

Todo tras la producción de Paco Ortega, que ha cuidado cada detalle. Este disco consiste en hacer nuestra versión, en ningún momento nuestra pretensión ha sido igualar aquello que había. Pero estamos muy ilusionados.

Tu madre ha sido un icono de nuestro país, ¿cómo ha sido ponerle voz a sus canciones?

Pues teniendo claro que lo hemos hecho con todo el respeto, sin intentar modificar nada de lo que había, simplemente desde nuestro cariño y nuestro amor profundo y admiración hacia su trabajo. Lo hemos hecho a nuestra manera, con los arreglos de Diego Magallanes… ha sido un proyecto muy bonito porque la implicación personal es muy grande y seguro que con el amor que lo he hecho yo no lo va a hacer nadie. Se puede haber hecho mejor o de otra forma, pero con tanto cariño seguro que no.

Naciste en Madrid, pero vives en Málaga y tienes mucha vinculación con Andalucía. ¿Qué recuerdos tienes de pequeña en Málaga con tu madre?

Pues todos muy buenos, porque ella ya estaba retirada así que una vida plenamente normal. Eso sí, siempre ha habido música en mi casa, siempre nos han inculcado el valor que tiene el arte, la pintura, la música, el cine… Tengo recuerdos con mi abuelo, con mi madre, con mis tías… y la verdad que he sido muy feliz y he tenido una infancia muy bonita. He tenido una suerte muy grande de poder ver a mi padre bailar, escuchar a mi madre cantar…

¿Qué es lo que más te gusta de Andalucía?

La verdad es que todo: la gente, el clima, nuestra cultura… somos ricos en muchas cosas. Yo me considero andaluza, llevo toda la vida aquí.

¿Y cuál es tu mayor ramalazo andaluz?

Pues no sé, irme a la playa con la nevera a echar el día con la tortilla de papas.

¿Qué consejo te acompaña en tu vida que te haya dado tu madre?

Que crea en lo que hago, que sea yo misma siempre y que dé el 100% en todo lo que haga.

¿Y tu padre?

Mi  padre era muy estricto en el trabajo así que igual, formación, formación, ensayo, ensayo, formación. Era su máxima.

¿Sientes el cariño de los andaluces cuando sales de Andalucía?

Si claro que sí, además también he estado tiempo fuera trabajando y están muy agradecidos de que vayamos…es muy difícil vivir fuera de la tierra de uno. Y cuando he tenido oportunidad de coincidir con andaluces que están fuera de su casa, han sido muy cariñosos, nos han tratado como en casa.

¿Qué planes tienes para este año?

Esperamos que salgan muchos conciertos y que salga mucho trabajo y que podamos contar este proyecto por muchos sitios.